Gestión sistémica del conflicto

Quien trabaja con personas, sabe que no siempre se puede evitar un conflicto. Si es un conflicto difícil de llevar, muchas veces lo reprimimos. Si esto pasa de forma continuada, acabamos experimentando una parálisis en nuestro sistema o en algún momento el conflicto estalla con tanta vehemencia que después es difícil reparar los daños causados. A menudo, equipos dejan de funcionar, relaciones con clientes se rompen o internamente se dan casos de bullying y despidos.


Gestionar un conflicto de manera sistémica ayuda a:

  • comunicar asuntos incomodos de forma ‘no-violenta’

  • tomar una posición de observador (en vez de acusador) para todas las posiciones involucradas

  • generar un clima de dialogo para escuchar todas las opiniones y fomentar  transparencia

  • retomar la interacción entre todos los involucrados donde antes había estancamiento o bloqueo

  • introducir el concepto de reconocer las diferentes perspectivas antes de resolver el conflicto

  • aumentar la aceptación que el consenso duradero se alcanza a través de la comprensión y respecto

¿Tienes un conflicto sin resolver?   Contacta con Ralf Dellen.

© 2023 by Natural Remedies. Proudly created with Wix.com

  • YouTube Social  Icon
  • Instagram
  • LinkedIn Social Icon
  • b-facebook